Modalidades de vuelo en globo

El vuelo en globo es una de las actividades que se pueden realizar en cualquier día del año. Existen 2 formas de vuelo, el libre y el cautivo. El primero consiste en sobrevolar parte de un territorio ya acordado con la empresa que lo organiza. En dicho vuelo se suele comentar el paisaje y la zona que se está sobrevolando así como el funcionamiento del globo.

Es una experiencia inolvidable poder disfrutar de unas vistas espectaculares desde tanta altura. El vuelo en globo se puede practicar durante cualquier época del año si el tiempo lo permite. El mejor momento para volar es sobre todo al amanecer y al atardecer porque son las horas en la que el viento cae. Durante las horas centrales del día se levantan brisas que obligan a aterrizar.

Siempre que las condiciones meteorológicas sean beneficiosas, existen infinidad de empresas especializadas para organizar un vuelo en globo de hasta una jornada completa de duración, o paseos, con una duración de más de una hora, en los que llegan a recorrer entre los diez y veinte kilómetros, dependiendo de la intensidad de la brisa.

A pesar de que no se sabe con exactitud el lugar de aterrizaje, el piloto preferirá siempre una zona accesible para el vehículo de apoyo que vigilará constantemente la trayectoria del vuelo en globo. La misión principal del piloto es ofrecer el máximo de emociones bajo unas condiciones de seguridad, que proporcionan al viajero una experiencia única.

En la modalidad de vuelo en globo cautivo éste está atado al suelo por cuerdas, entonces se eleva y vuelve a descender unos 20 o 30 metros de manera que cada vuelo dura alrededor de 5 minutos. Otra opción como deportes aéreos cada vez más demandados, son los vuelos en parapente y ala delta, en paramotor, avioneta y vuelos en helicóptero.

.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *